Vivir es un Constante Renacer

Han pasado meses en que no volvía a habitar este espacio, un largo periodo de ausencia para estar presente conmigo y desenmarañar un proceso que tenía pendiente hace mucho tiempo: integrarme.

Y es que de pequeña había aprendido a identificarme con etiquetas, a buscar algo en el exterior que pudiera dar sentido a lo que tenía adentro, a clasificarme para que los demás pudieran entender mi Ser. Una falsa creencia que sin duda sé que comparto con muchas personas.

Y en este afán de clasificarme más me perdía, porque finalmente nunca podía habitarme realmente: en algunos espacios era madre, otras asesora, otras periodista, otra terapeuta, otra maestra y en ninguno de ellos terminaba por sentirme cómoda.

Confundida en este torbellino decidí soltar-me, me permití ver que pasaba si dejaba de lado ese ejercicio y comenzaba a Ser simplemente, configurando todas mis tonalidades en todas las experiencias.

La Torre: Transformarse en lo que Es

Dejé de sostener las paredes de condicionamientos que me hacían sentir segura, que me permitían travestirme en función de las necesidades del entorno para recibir aceptación, y dejé que mi Ser fluyera con luz y sombra.

Asumiendo (y en ese tiempo verbal porque sigo en proceso) mi complejidad, los matices incómodos, millones de corrientes que se fusionan en un océano. Dónde todos los caminos que he transitado tienen un sentido, dónde no soy una paradoja, dónde no hay limitaciones porque todo se reduce a ser, sentir y vivir en este constante renacer.

Claramente este proceso ha requerido tomar el hábito del Ermitaño muchas veces, pero también permitir compartir mi tormenta con mi tribu, quienes sin duda han sido fundamental para poder asentar este despertar interior. Ayudándome a sostener los hilos a desenredar, a tomar perspectiva, respirar y volver a sumergirme.

Y es desde este punto que también renace este sitio, dónde una vez me senté solamente a escribir desde uno de los aspectos que me apasionan -la maternidad y crianza- y que hoy permito que fluyan mis corrientes en su completud.

María Lucía Lecaros Easton
⚜ Vkelm ⚜

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: